Últimas Noticias

Noticias

Otros Medios

Contexto

Comunicados

lunes, 27 de febrero de 2012

Texto enviado desde las riveras del rio Magdalena por campesinos y pescadores atropellados por la violencia del Estado y que continúan en resistencia contra el PH el QUIMBO



EL REGRESO DEL AVE FENIX

Texto enviado desde las riveras del rio Magdalena 
por campesinos y pescadores atropellados por la violencia del Estado
y que continúan en resistencia contra el PH el QUIMBO

Empezamos esta intervención enviando un fraternal saludo a los secuestrados donde quiera que se encuentren; porque en esa condición nos sentimos por parte de nuestras autoridades, quienes tienen bloqueado a nuestro río, vía de acceso de ayuda humanitaria y acompañamiento solidario a nuestras comunidades.


A los miembros de instituciones, Ejército y Policía: El mensaje a las comunidades y sus propios hombres. Que debemos resignarnos a escondernos y permitir impávidos que se nos atraque. Intimidados por las armas legalmente constituidas para proteger la vida, honra y bienes de los ciudadanos o conformarnos con que esos delincuentes auspiciados por gobiernos corruptos, para quienes no se puede concebir un grado más bajo de degradación, desvergüenza y deshonor, nos quieran compensar con una limosna sacada del botín incalculable de riqueza de la que nos están despojando.

El coronel de la policía: Desde donde quiera que se encuentre que le explique a la opinión pública el por qué de su expresa coacción al grupo de pescadores y campesinos lanzando improperios contra los dos máximos dirigentes de Asoquimbo endilgándoles a ellos las condiciones infrahumanas que estamos padeciendo y defendiendo a la multinacional como uno más de sus empleados apartándose irresponsablemente de su misión constitucional.

Al coronel del Ejército: que los pescadores y campesinos, no estamos dispuestos a perder nuestra libertad y nuestra independencia (subrayo esta palabra), porque a los ciudadanos libres de este país no se nos olvidará nunca fue ejercito otrora glorioso y digno quién se inmoló en cabeza de sus coroneles Baraya, Ricaurte y etc. Sobre cuyo honor y gloria vino usted a escupir invitándonos a claudicar en nuestro esfuerzo por defender no solo nuestro personales proyectos de vida sino la sagrada soberanía nacional.

Le recuerdo; a nosotros ciudadanos no necesita preguntarnos por títulos de propiedad de la margen del río, eso ya nos lo otorga la Constitución y la ley de nuestro país y que son las únicas que acatamos, veneramos, exigimos y estamos dispuestos a defender y de eso ya ustedes y todo el mundo tienen pruebas más que suficientes.

Por sugerencia personal y coacción suya no vamos a permitir que se nos agrupe para morirnos de hambre, indiferencia e indignación  

A Emgesa en cabeza de su representante Julio Santafé: Los miles de candidatos a desplazamientos forzados, porque ya no aceptamos más el de involuntario, le informamos que no vamos a caer en la trampa de aceptar delegar comisiones de grupitos para negociar miseria por compensación exigiéndonos prescindir de la representación de Asoquimbo y su equipo jurídico con el argumento de que exigen demasiado para las comunidades.

En ese orden de ideas la exigimos que haga llegar un cuadro desglosándonos esos 25 millones, con lo que corresponde a: Libertad, Independencia, Aire limpio, Paisaje, Recursos naturales, Paz y tranquilidad física y espiritual para ayudarles con eso le sugerimos preguntar en una agencia de viajes por un plan turístico, en un paraíso como este por un par de semanas, a ver si le cuesta a un turista menos de su miserable ofrecimiento por nuestras eternas vacaciones, sumados nuestros proyectos de vida.

A todos los funcionarios públicos por elección popular; si tienen la autoridad moral para mirar a los ojos de sus electores y justificar su irresponsable, indigna indiferencia ante las inconmensurables comprobadas e irreversibles daños sociales, culturales, ambientales históricos y demás ante los cuales muestran no solo complacencia, sino incompetencia y cobardía para reclamar, para emprender acciones para impedirlos y exigir que esta  hecatombe se detenga de una vez por todas.

A los afectados: jornaleros, pescadores, propietarios, comerciantes, paleros, constructores, transportadores, comunidades docentes, religiosas y en general todas las fuerzas vivas, municipales, departamentales y nacionales a exigir respeto por nuestra soberanía, nuestra dignidad y condición de ciudadanos libres.

Los que sientan calor en todo su ser, producto de estas reflexiones y argumentos empezarán a formar parte de este nuevo e insigne ejercito libertador. A los que les venza  su indiferencia o su cobardía que simplemente duerman como marranas preñadas con la seguridad que para cuando se despierten de ese marasmo no van a tener ni las sobras ni las lavazas de las multinacionales y tendrán que mitigar su hambre devorando sus propios hijos sobre las ruinas de la patria y los cadáveres de quienes no tazamos en dinero nuestro invaluable patrimonio.

Un abrazo fraternal a todos; valientes y cobardes a los primeros nuestros respetos y aprecio a los segundos nuestra comprensión y nuestro perdón por su condición humana.

A las comunidades del suroccidente que no caigan en la trampa del supuesto arreglo del puente y les preguntamos si desplazaron una veeduría efectiva porque lo que vemos a simple vista que unas cuantas volquetadas de tierra apisonada no es garantía y sí una cierta posibilidad de una tragedia mayor:
Un saludo respetuoso a nuestra máxima esperanza la Contraloría General de la Nación que con su pronta, independiente, clara y firme actuación, se nos permita a estos colombianos, honrados, decentes y dignos, seguir teniendo y enarbolando como bandera la Democracia, y creyendo y respetando las Instituciones y las entidades; así como también a continuar resistiéndonos férreamente a optar por caminos ilícitos y a ser padres de indigentes, prostitutas y delincuentes, porque son estas las posibilidades únicas por cierto  que nos ofrece este despojo impuesto con un criterio dictatorial omitiendo toda la formalidad, legalidad y constitucionalidad.

Desde las playas de la emblemático rio de la patria  nuestros amado rio de la Magdalena una exhortación a todos nuestros compatriotas sin exención para unirse a nuestra causa   y para que entienden la necesidad y premura por tomar esta determinación les hacemos llegar las siguientes reflexiones:

A los estratos medios y bajo y a los de estrato alto quienes a pesar de la comodidad de su afortunada posición no han perdido su sentido humanitario. Nos hemos engañado y mentido a nosotros mismos, creyéndonos débiles e indefensos, nos hemos dejado humillar explotar y esclavizar por temor a la represión de quienes hemos elegido históricamente para que nos defiendan y nos representen. Nos han amenazado atracado y robado con las armas que se han constituido e instituido para preservar: la democracia la justica la soberanía el patrimonio natural “recursos naturales renovables y no renovables” derechos fundamentales y cuando hablamos de estos derechos no exceptuamos ninguno; y mire que desgracia que tristeza que indignación que abominación que aberración nos los roban y violan absolutamente todos dándole una interpretación y aplicación contraria a esa legislación, institución y a esa constitución y en filan todo el poder bélico del estado contra las comunidades obstaculizando con eso nuestro férreo esfuerzo por cumplir nosotros el trabajo y el deber del Estado. Decimos obstaculizando porque es una decisión tomada y por ningún motivo nos lo van a impedir.

Esa democracia esa justicia esa soberanía esos recursos esos derechos fundamentales serán defendidos por nosotros y ahora por todos ustedes ciudadanos libres dignos valientes agradecidos con esta madre patria esta madre naturaleza y esta madre tierra que nos lo han dado todo y de lo que pocos hemos sido y somos consiente hasta ahora.

Aquellos quienes se han sentido valientes practicando violencia intrafamiliar riña fratricida  atacando y maltratando a débiles e indefensos asesinando alevosamente a sus propios parientes amigos y paisanos; a los miembros de la fuerza pública que con el liviano y vergonzoso  argumento “que es mi deber cumplir la orden superior” emplea su entrenamiento y sus armas contra niños ancianos mujeres embarazadas  y son capaces de arrebatar cruelmente de los brazos de su madre a un bebe recién nacido mostrándose como los mas despreciables y repulsivos parásitos bebiéndose la sangre y sudor de quienes se obligan a trabajar con apostólica abnegación para sufragar su salario y llevar pan a sus mesas; y las lágrimas de las madres  a quienes les han mutilado y asesinado a sus hijos o les han dado su bendición y los han enviado a luchar por el honor y la justicia. A todos ustedes a quienes su conciencia les indique que son dignos de enlistarse en este ejercito háganlo sin demora,  a los que su indiferencia su egoísmo  su cobardía los venza, propóngales a sus mujeres un intercambio de ropa interior porque con toda seguridad  ellas si tendrán el valor el coraje la dignidad la vergüenza el dolor de patria para llevar esa pendra. Ese valor ese coraje, deseo insaciable de cubrirse de honor y de gloria, lo han demostrado miles de mujeres en todo el transcurrir de nuestra historia y lo siguen demostrando hoy  cunado sin vacilaciones ni consideraciones de condiciones adversas e incomodidades han estado dentro de este grupo de campesinos y pescadores.

A los que decidan en conciencia entregar su calzoncillo solo les queda el camino de esconderse en la indigna condición de cobardes y traidores a la patria para envenenarse con la amargura de su vergüenza.
No busquemos entre nosotros delincuentes ni prostitutas esos ya están elegidos equivocadamente por nosotros formando parte de la clase política y dirigente de ese país en los cargos de: (concejales, alcaldes, diputados, gobernadores, representantes, senadores, gerentes y presidentes de entidades e institutos, mandos militares, ministros y presidentes de la república).

Aclaramos que nosotros ni generalizamos ni juzgamos a nadie de forma personal ese juicio  se lo dejamos a la conciencia de la actuación de las maneras y consecuencias de esas actuaciones.
En estos días aciagos que hemos pasado se nos ha preguntado por parte de medios de comunicación si sentimos miedo de las consecuencias de nuestras palabras y nuestras acciones por la gravedad que representa al inmenso poder económicas de las multinacionales amparadas por el irrestricto apoyo del gobierno.

Nuestra respuesta es la siguiente: a lo único que tememos es al catastrófico futuro de nuestra descendencia y nuestra patria; a que las historia nos juzgue por cobardes y pusilánimes, lo que nos pondrá en la misma indigna  posición de aquellos a quienes criticamos y reclamamos su indolencia y delincuencia su avaricia inconmensurable que los lleva a la absoluta irresponsabilidad; que este convencimiento de principios morales espirituales y sentido de la responsabilidad nos imponen el inmolarnos si fuera necesario.
Somos conscientes de que estas líneas se  pueden constituir  en nuestro testamento que expresa nuestra última voluntad y la clara descarnada visión y percepción de la realidad cruda por cierto del momento presente,  vista desde la óptica de quienes vivimos y padecemos en carne propia sus consecuencias.

Le tememos también al hecho real de que esos crímenes que hemos visto padecido y denunciado se queden impunes porque cuando se han cometido no hemos tenido la posibilidad de documentarlos o porque ha estado presente un funcionario de la procuraduría  general  ya sea un personero un defensor del pueblo o un procurador agrario, para con su firma legitimar acciones tan punibles como: anexar  la firma de un control de asistencia a un texto manifestando acuerdo y complacencia  de un ciudadano o una comunidad cuando la realidad haya sido todo lo contrario., actuando manifiesta e irregularmente como mediadores o como empleados de la multinacional recomendado y coaccionando material y  psicológicamente de las comunidades masivas o individualmente “ nos referimos a las visitas a las comunidades realizadas en zonas determinadas o en visitas que los ciudadanos realicen a las oficinas de la empresa” expresando de manera vehemente y coactiva que si se ganaron la lotería porque quedaron incluidos en el casi clandestino censo de emgesa es su obligación aceptar su pírrico y despreciable ofrecimiento aprovechando consiente y criminalmente a favor de la multinacional la condición de indefensión de las personas por su parcial o total ignorancia de los derechos que le pertenecen, del valor de esos derechos y llegando a la macabra desfachatez de incluir en un total de veinticinco millones de pesos por una sola vez incluyendo indemnizaciones por daños causados, por la afectación de su actividad productiva a derechos patrimoniales y ex patrimoniales hereditarios culturales y psicológicos y lo que nos parece más irresponsablemente aberrante de un representante del ministerio público obligar a un ciudadano a renunciar al derecho a demandar  cuando se haya informado y hecho consiente de ese vil y detrimente  despojo.

Ponen de presente esas criminales actuaciones de funcionarios públicos como el caso de la personera de Paicol quien como un espectador del circo romano contemplo impasible  la alevosa barbarie de la fuerza pública desatada contra una población en absoluta y vulnerable indefensión. Le tememos también a la insolidaridad de aquellos a los que defendemos sus derechos y sus bienes, a los que por la declaratoria de utilidad pública de casi todo el territorio huilense están  expuesto a la inminente depreciación  y expropiación  de sus predios; a la insolidaridad fruto de la desprevenida  indolencia de aquellos hombres y mujeres del común o con algún poder de convocatoria y liderazgo que se declaran personas de fe y acuden regularmente a cultos y homilías que se declaran practicantes y cumplidores de los mandamientos y preceptos de sus credos religiosos pero que practican un anticristiano egoísmo y prefieren despilfarrar sus capitales en francachelas  bacanales o en chucherías caras e inútiles y sustrayéndose a su obligación moral de respaldar y apoyar sin medida y mezquindad la causa de estos patriotas valientes y anegados con la conciencia de que con fajos de billetes con casas, vehículos joyas y vestidos lujosos y costoso  no saciaran jamás  el hambre, la sed no se mitigara el intenso y desesperante calor  no se aliviara  la agónica tortura de asfixia por la falta de oxígeno.

No se podrá acallar el clamor de la conciencia por el sentimiento de culpa porque en un momento tan crucial y apremiante prefirieron sobreponer su avaricia de duendes cuidando sus materiales tesoros convirtiéndose en adoradores del becerro de oro y renegando de su cacareada fe y amor cristiano. Y por ultimo sentimos temor de que por el acoso y maledicencia de “nuestras degradadas por la corrupción” instituciones del estado esta línea que por su contenido de denuncia irrefutable sean calificadas de subversivas sean censurada su publicación sean motivo    para poner en riesgo la integridad física de nuestras familias y los miembros de la INSTITUCION ASOQUIMBO   “porque el título de organización ya le quedo pequeño” a la que pertenecemos con honor y orgullo.

 A que la semilla  de este mensaje caiga en tierra estéril sobre la roca erosionada  por la indiferencia la pereza la ignorancia indolencia e irresponsabilidad contenidas simintadas y arraigadas en el censurable y maléfico egoísmo. Fuera cual fuere su pensamiento y actuación de estas reflexiones reciban todos de nuestra parte un abrazo fraternal y amoroso de hermano digno y dispuesto a todo por su causa sus intereses y sus derechos. Si han prestado juiciosa y respetuosa atención a este mensaje se habrán podido  dar cuenta que en  ninguno que sus apartes suplicamos por parte del gobierno o la multinacional conmiseración alguna pues eso equivaldría a implorar clemencia del sicario verdugo que se regodea en el dolor y la angustia que produce la impotencia de la suprema indefensión y debilidad  que suponen el hecho que las armas y la interpretación del reconocimiento y aplicación de nuestros derechos y nuestras vidas estén es sus manos y en su aparente libre irregular e implacable albedrio.

HONOR LIBERTDAD SOBERANIA E IGUALDAD PARA TODOS.

RESISTENCIA PACIFICA Y DESOBEDIENCIA CIVIL

¡RIOS PARA LA VIDA! ¡NO PARA LA MUERTE!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada